SUMA Y SIGUE

Suscríbete a mi canal

Loading

Últimas Publicaciones

La izquierda independentista catalana ha dado un gran paso estos días al  “sumar” a su dilatada lista de apoyos, al presidente de Venezuela Nicolás Maduro.

Si tenemos en cuenta que ya el tarraconense Alejandro Cao de Benós había dicho que el procés se seguía con gran interés en Corea del Norte, y que Kim Jong-Un estaba al corriente del asunto, la lista de apoyos de líderes internacionales a la independencia de Cataluña se revela imparable.

Al PDeCAT se le han abierto las carnes cuando ha visto la fotografía del líder Venezolano con la estelada. No se pongan nerviosos (que diría D. Pablo). Maduro se pondría detrás de cualquier cosa si con ello sabe que molesta al Gobierno de España.

Yo no creo que los impulsores de la “revolución de las sonrisas” sean unos ingenuos. Lo que ocurre es que la verdad descarnada es muy dura y sobre todo prosaica; y que lo primero que pregunta cualquiera al que se le pida su apoyo es ¿y nosotros que sacamos del asunto? Porque eso es la política: quid pro cuo. De ahí la incomprensible simpatía para muchos de los votantes de Junts pel Sí, que demostró el expresidente Mas por el imprevisible Trump, tras su triunfo electoral. Claro que cuando le explicaron a Trump lo de la derecha y los antisistema metidos en la misma cama, él que de otra cosa no entenderá pero de camas… mandó  de nuevo a la universidad al asesor.

En fin, ya puestos yo me quedo con Maduro; porque es probable que le queden dos telediarios y además que no veo yo a Puigdemont cortándose el pelo de una de las catorce formas reglamentarias para los hombres que están autorizadas en Corea del Norte, aparte de la del líder supremo que, lógicamente es exclusiva.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Loading